De manera simbólica, pero firme, trabajadores pertenecientes a la sección 30 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud (SNTSSA) clausuraron el Hospital Regional Universitario (HRU), para exigir a las autoridades se les dote de medicamentos e insumos para la atención de pacientes; además de que cumplan con los pagos de diversas prestaciones y salarios que deben a los trabajadores.

Encabezados por la líder sindical, Dolores González Meza, exigen a la titular de la Secretaría de Salud, Martha Janeth Espinosa Mejía resuelva la problemática del desabasto de medicamentos; “la situación ya está rebasada, la funcionaria estatal tiene el presupuesto, pero no ha solucionado el abasto de medicamentos e insumos médicos”.

“Si no puede, que renuncie”, alzaban la voz los trabajadores, mientras la secretaria general del sindicato, mencionaba que no hay ni alcohol para canalizar a los pacientes, y que esto genera que muchas personas de bajos recursos tengan problemas para la atención de sus familiares al no poder costear medicamentos e insumos que requieren y que tienen que se adquiridos por ellos al no haber en el hospital.

Además, piden que la secretaria de salud acuda al Hospital para que se lleve una parte de las ‘mentadas de madre’ que la gente les da todos los días a los trabajadores, por la falta de atención a sus necesidades primordiales, en cuanto a medicamentos y curaciones, entre otras.

Dolores Meza reiteró además la exigencia para el pago de las prestaciones y sueldos de algunos trabajadores, que aún se les adeuda.

“No estamos pidiendo nada que no nos merezcamos, todos tenemos que tener lo que requerimos para atender pacientes y no estamos a la altura de las circunstancias, exhortamos por última vez a la secretaria de Salud para que con el presupuesto ya aquí empiecen a hacer las compras, porque si se están esperando a que se concrete lo del IMSS-Bienestar ‘nos va a cargar la más flaca’, porque no hay una fecha concreta para ello”, externó.