El diputado local por Morena, Armando Reyna Magaña, señaló que el establecer el instrumento ciudadano de revocación de mandato para el periodo 2027-2033, tiene como finalidad el generar las condiciones de estabilidad política en nuestro Estado.

“Algunas voces se equivocan al querer personalizar el ejercicio legislativo, no se deben hacer leyes con dedicatorias personalizadas ni con el afán de saciar revanchismos electorales, pues lo que debe de guiarnos es el bienestar del pueblo y esto se garantiza con el dictamen que aprobamos, por el que las y los colimenses podrán acceder a instrumentos democráticos como lo es la revocación de mandato”, indicó el legislador.

La nueva ley de revocación de mandato contempla esta figura de participación ciudadana para que sea aplicable a la Gobernadora o Gobernador electo para el periodo 2027-2033.

“No entiendo cuál es la obstinación de algunos por querer arrebatar en la revocación de mandato lo que el pueblo les negó en la constitucional del 21; así que ante el riesgo persistente de que grupos de poder fácticos y ajenos al interés general quieran inmiscuirse en asuntos que solo deben competerle al pueblo, establecimos en esta ley de revocación de mandato que se aplique en el siguiente periodo de gobierno, con la finalidad generar las condiciones de estabilidad política en nuestra entidad”, explicó.

Finalmente, expuso que, como diputados y diputadas, “debemos ser garantes de que la revocación de mandato sea utilizada desde la esfera ciudadana y no como un instrumento desestabilizador de algunos grupos de poder fácticos”.