En el estado de Colima, un objetivo prioritario es evitar la mortalidad materna, de ahí que se hace énfasis en la calidad de la atención del embarazo, parto y puerperio, indicó la Secretaría de Salud del gobierno estatal.

Al dar la bienvenida en representación de la secretaria de Salud, Martha Janeth Espinosa Mejía, a la segunda sesión ordinaria del Comité Estatal para la Prevención, Estudio y Seguimiento de la Morbilidad y Mortalidad Materna y Perinatal, la secretaria técnica de la dependencia, Ana Rosa Mosqueda Ramírez, dijo que es por lo anterior que se busca la seguridad en la atención obstétrica, resaltando el respeto a los derechos sexuales y reproductivos y la atención centrada en la persona.

Se informó que el estado de Colima tiene una tasa de 16.2 por razón de muerte materna, con una muerte materna hasta la semana epidemiológica 24 del año 2022, lo que coloca a la entidad en el quinto lugar nacional en este indicador.

La representante de la Secretaría de Salud dijo que, en esta reunión del citado Comité, se busca fortalecer en salud materna la organización y participación de todas las instituciones de salud, a través de la implementación de estrategias, actividades o acciones pertinentes para contribuir a la prevención y reducción de la morbilidad y mortalidad materna y perinatal en el estado.

Invitó a las instituciones públicas y privadas a apegarse a las medidas, adecuaciones y lineamientos de la nueva normalidad, de manera que permitan eliminar la posibilidad de retraso en la atención obstétrica, así como realizar oportunamente las detecciones y envíos a segundo nivel de atención y clasificar desde la primera consulta prenatal el riesgo obstétrico.

En esta reunión se analizó y dictaminó la muerte materna ocurrida en la unidad de medicina familiar número 4 del IMSS (Tecomán) y se dio seguimiento a acuerdos y compromisos de la primera sesión del Comité en 2022, como son: realizar la notificación inmediata de muerte materna conforme a lineamiento; elaborar el resumen clínico “anexo 2” del manual de la búsqueda intencionada y reclasificación de las muertes maternas, y realizar las sesiones dentro de su comité en caso de que ocurra una muerte materna, apegados a los lineamientos, manuales y norma oficial mexicana.

Además, se dio a conocer que en los últimos dos años no se han presentado casos de transmisión vertical del VIH y se han registrado 10 casos de transmisión vertical de sífilis congénita.